Por Dios y por el Rey .el Inquisidor general fray Tomás de Rocaberti,Callado Estela, Emilio

Figura capital de la historia religiosa y política de la segunda mitad del Seiscientos, el arzobispo fray Juan Tomás de Rocabertí (Peralada, 1627 - Madrid, 1699) fue el responsable del pontificado valentino más apasionante de toda la centuria.
Figura capital de la historia religiosa y política de la segunda mitad del Seiscientos, el arzobispo fray Juan Tomás de Rocabertí (Peralada, 1627 - Madrid, 1699) fue el responsable del pontificado valentino más apasionante de toda la centuria. A ello contribuiría sin duda su prolongación en el tiempo a lo largo de dos intensas décadas, entre 1678 y 1699. Pero tanto o más su proyección allende las fronteras del reino de Valencia, en virtud de la condición del religioso, primero Provincial de Aragón y Maestro general de la orden de Predicadores, en unos tiempos difíciles para los hijos de santo Domingo, e Inquisidor general de la Monarquía después, durante la tempestuosa singladura del Santo Oficio en las postrimerías del siglo. Trascendencia ampliada por la vinculación del prelado a los acontecimientos cruciales de la época, desde la rebelión de Catalunya y la Segunda Germanía valenciana, en el ámbito de la Corona de Aragón, a la cuestión sucesoria desatada por la falta de descendencia de Carlos II, a nivel hispánico y europeo, que llevó al mitrado a la tumba bajo la sombra del envenenamiento tras su participación en la famosa trama de los hechizos regios.