Clase social de los conversos en Castilla en la edad moderna, La - Antonio Domínguez Ortiz

El problema judío

Adoptamos este título en aras de la brevedad aunque no sea rigurosamente exacto. La Inquisición no tenía potestad sobre los no bautizados, por lo tanto, tampoco sobre los judíos. Sus víctimas fueron los judíos que, después de bautizados, volvieron a la práctica de su antigua fe. Los nombres que se les han dado han sido muchos

Adoptamos este título en aras de la brevedad aunque no sea rigurosamente exacto. La Inquisición no tenía potestad sobre los no bautizados, por lo tanto, tampoco sobre los judíos. Sus víctimas fueron los judíos que, después de bautizados, volvieron a la práctica de su antigua fe. Los nombres que se les han dado han sido muchos: judaizantes, criptojudíos, marranos, judeo-conversos... No todos son equivalentes en sentido estricto; hay algunos matices que no vamos a detallar porque su sentido general es claro. Los hubo en toda Europa, pero sólo en la Península Ibérica formaron un grupo numeroso, una clase social definida. El fenómeno converso (en el que también se incluyen los musulmanes bautizados y sus descendientes) es típicamente hispano; si no forma el tema central de nuestra historia, por lo menos hay que admitir que es uno de sus episodios más relevantes.